De los regímenes de matrimonio en México, separación de bienes significa que cada quien de los cónyuges conserva y es dueño de los bienes muebles e inmuebles que adquiera antes del matrimonio o durante él; sin embargo pueden optar por registrarse como co-propietarias en cualquier compra para así entonces asegurar que tal cosa o bien si es 50% de cada una. En la sociedad conyugal cada cónyuge compartirá al 50 por ciento los bienes que se adquieran a partir de la firma de su matrimonio en caso de disolución del mismo.

Depende totalmente de la percepción y situación de cada pareja el decidir si protegen sus bienes a este nivel o con un testamento. Si ya tuvieran propiedades antes de casarse o apenas las construirán a futuro.

Una vez que elijas tu fecha de matrimonio y tengas tus papeles listos, sugerimos que nos los envíes con dos o tres semanas de anticipación para poder programar su ceremonia. Si el tiempo es un impedimento, podemos acomodar casos urgentes en ciertos juzgados, ya sea en la Ciudad de México, Quintana Roo o Nayarit. En caso de requerir nuestro paquete de servicios completos, con una sola visita de un par de horas máximo al juzgado, será suficiente para que salgan casados.

En el Distrito Federal no son necesarios, estos requisitos fueron derogados hace unos años. Solo se nombran testigos de honor cuando la ceremonia se realiza fuera de la oficina del juez, pero no son un requisito. Los exámenes de sangre tampoco son requeridos.

Si se casan en el estado de Nayarit o Quintana Roo sí es necesario presentar exámenes prenupciales, que no tengan más de 15 días de expedidos al día de su ceremonia. Y sí se requiere la presencia de dos testigos por cada contrayente.

No. Por ningún motivo, ser portador de VIH es razón para negar el derecho al matrimonio. En Quintana Roo es requisito indispensable presentar exámenes médicos prenupciales, en los que deben incluirse reactivos al VIH. En caso de salir positivo, los pretendientes solo deberán firmar una carta, otorgada en el mismo registro civil, en la que especifican que conocen el estado de salud de su cónyuge. En el Distrito Federal (DF), NO se requiere la realización de exámenes médicos. En Nayarit sí se requieren exámenes médicos, pero NO sobre VIH.

La ley dice que uno de los contrayentes debe demostrar que reside en la Ciudad de México. Sin embargo nosotros lo resolvemos como parte de nuestros servicios para que puedas realizar tu trámite sin problema alguno.

Sí es posible. El reglamento del Registro Civil de la Ciudad de México permite que el o la contrayente sea representado por una tercer persona a través de un poder notarial. Si se diera el caso de que ambas personas prefirieran no trasladarse a la Ciudad de México, también podemos conseguir que se casen y el matrimonio siga siendo 100% legal y válido.

Desde luego que sí, en los municipios de Tulum, Benito Juárez (Cancún), Puerto Morelos y Solidaridad (Playa del Carmen) no hay restricción de residencia para las parejas que quieran contraer matrimonio ahí. Nayarit pide comprobantes de domicilio, pero no requieren ser de dicho estado. Así que ya sea como turista nacional o extranjero te puedes casar ahí sin residir en esos estados.

Desafortunadamente NO, ya que los jueces pierden jurisdicción al salir de la ciudad o municipio donde están asignados; así como los de cualquier otro estado no pueden salir a otro a realizar un matrimonio.

Tu matrimonio es válido en TODA la República Mexicana, por mandato de la Suprema Corte de Justicia de la Nación; además será válido en todas las demás ciudades y países del mundo donde sean válidos los matrimonios del mismo sexo. El acta de matrimonio es equiparable a la de cualquier matrimonio heterosexual del país ante cualquier entidad, institución y trámite.

Sí. Los avances en esta materia son importantes, pero todavía no son totales. El IMSS, ISSSTE o INFONAVIT ya aceptan estas actas en todo el país, pero hay aún otras instituciones de seguridad social que aún no abren el beneficio a estas parejas.

Ustedes eligen: en la misma oficina del Registro Civil donde el juez realiza la boda, en su residencia, algún jardín de fiestas, restaurante, una linda suite de un hotel o un lugar privado donde ustedes decidan, siempre dentro del territorio del Distrito Federal o de los municipios de Tulum, Playa del Carmen, Puerto Morelos o Cancún, en Quintana Roo; o dentro del estado de Nayarit (Nuevo Vallarta, Bucerías, Bahía de Banderas, Tepic, etc.)

Los costos básicos que tendrás que considerar son el del pago de impuestos por la realización del matrimonio, ya sea dentro del juzgado, a domicilio o si el juez sale de su delegación para realizarlo en otra jurisdicción (dentro de la Ciudad de México). Además del costo de cada copia certificada de tu acta de matrimonio. Estos costos los puedes consultar siempre en: http://www.finanzas.df.gob.mx/formato_lc/conceptos.php

Quintana Roo y Nayarit no tiene publicados online sus impuestos del Registro Civil, cuando te coticemos nuestros servicios te los daremos a detalle.

No. Las únicas entidades donde está todo reglamentado y es legal realizar un matrimonio civil entre parejas del mismo sexo, con validez federal, de manera rápida y sin amparos o trámites especiales, son el Distrito Federal y los estados de Coahuila, Nayarit y Quintana Roo.
Recientemente en este 2016 en Jalisco, Campeche, Morelos, Colima y Michoacán, aunque aún falta que se generalice en todas las oficinas los procedimientos y formatos para realizarlo. Cabe señalar que los jueces no pueden salir de estas estados para realizar los matrimonios pues pierden totalmente su jurisdicción y no serían legales. Muchas parejas se han casado tras ganar un juicio de amparo localmente en los estados de Oaxaca, Guanajuato, Durango, Chihuahua, Chiapas, Jalisco, Yucatán, Baja California y otros más.

 

El matrimonio civil, legal para parejas del mismo sexo en el DF, Quintana Roo, Coahuila y Nayarit, es el único que te da un estado civil nuevo, como “casado/a” y se firma ante un registro civil. En el resto de los casos se firman ante notario y solo dan algunos beneficios administrativos sobre bienes y herencias

No. Una vez casados y con el acta de matrimonio en mano, deberán acudir a cualquier oficina regional del Instituto Nacional de Migración a solicitar la residencia temporal por vínculo matrimonial. Al paso de dos años podrá aplicar por la residencia permanente y entonces ya poder tener un pasaporte mexicano. Infórmate directamente en http://www.gob.mx/inm o llama al 01800 que aparece en su página.

Al adquirir la residencia por vínculo matrimonial, ya no deberá cumplir con una fecha de estancia máxima en el país, será más fácil solicitar un trabajo local, aunque la empresa que lo quiera contratar aún tendrá que realizar papeleos ante migración. Infórmate directamente en http://www.gob.mx/inm o llama al 01800 que aparece en su página.

Pueden revisar este sitio que se actualiza frecuentemente http://es.wikipedia.org/wiki/Apostilla Si el país en cuestión es miembro del Convenio Internacional de la Haya, entonces se requiere un APOSTILLE. En caso contrario, el procedimiento a solicitar es una LEGALIZACIÓN. También escribimos este texto para apoyarles en entender más sobre este trámite, revísalo aquí.

No. Es un trámite que se tiene que realizar en la ciudad/país original que emite cada documento. Algunos países ofrecen este servicio desde las embajadas. Posiblemente tomará más tiempo realizarlo así, que solicitar a algún familiar o amigo que lo realice por ti y te lo envíe por mensajería. También escribimos este texto para apoyarles en entender más sobre este trámite, revísalo aquí.

Así es, en cuanto hayan contraído matrimonio, podemos también Apostillar, Legalizar y/o Traducir al idioma necesario su acta de matrimonio para que sea válida en los procesos de migración hacia otro país. Siempre y cuando sea reconocido el matrimonio entre personas del mismo sexo en sus leyes migratorias, como por ejemplo EUA, Canadá, Francia, Argentina, Uruguay, España, etc.

No es necesario volverte a casar en México. Existe un proceso de “inscripción de actos” en el cual también te podemos ayudar para que tu matrimonio sea totalmente válido en los estados mexicanos en los que se permite este tipo de matrimonios. Aunque para algunos casos es más rápido y tiene el mismo costo volverse a casar localmente.

Tomar los datos de la persona y la institución para la que labora y denunciarlos ante la entidad local de Derechos Humanos, bajo el argumento de que el artículo 1º de la Constitución Política de la República Mexicana dice: “Queda prohibida toda discriminación motivada por origen étnico o nacional, el género, la edad, las discapacidades, la condición social, las condiciones de salud, la religión, las opiniones, las preferencias, el estado civil o cualquier otra que atente contra la dignidad humana y tenga por objeto anular o menoscabar los derechos y libertades de las personas.